El absentismo. Un arma de doble filo.

13 Ago

Como todos sabéis, en Vodafone de Konecta Sevilla se está realizando una encuesta para establecer los criterios a la hora de dar las vacaciones. En una reunión con la empresa y los sindicatos se llegó a un acuerdo para realizar dicha encuesta, y los sindicatos propusimos cuatro criterios que pudieran elegir los trabajadores para regular las vacaciones: antigüedad, rotación, cargas familiares y fecha de solicitud. La empresa propuso otros criterios, como el absentismo y re-llamada.

CCOO no está de acuerdo en ningún caso en aceptar el absentismo como criterio por estas razones:

En primer lugar, las ausencias justificadas por enfermedad están castigadas en el artículo 52 del Estatuto de los Trabajadores con la reforma laboral con el despido. Aplicarlo en las vacaciones seria una doble penalización injusta.

En segundo lugar, las ausencias justificadas por enfermedad se consideran absentismo, y creemos que es un saco muy grande, y que la empresa, para ahorrarse trabajo y dinero no hace el esfuerzo suficiente para analizar lo que ocurre; la empresa, sin contar con los sindicatos, reunía a los trabajadores para preguntar qué causaba bajas, de forma sutil, y de esas personas entrevistadas hubo despidos, cosa que es ilegal e inmoral.  Debéis saber que eso no es un Comité de Absentismo donde tus representantes tengan voz ni voto, y además tenéis derecho a NO responder a sus preguntas sobre vuestras bajas.

Los últimos datos de absentismo en Konecta Sevilla indican que se ha bajado de un 14,5 a un 9,5; eso significa que la política del miedo funciona, y hay gente enferma que va a trabajar. Queremos recordar el caso de esta compañera de Madrid: http://diagonalperiodico.net/Morir-por-miedo-a-perder-el.html. El origen de los datos de absentismo la empresa no los muestra, es decir, no se pueden comprobar; por tanto, el trabajador queda a merced de lo que diga la empresa si quiere reclamar sus vacaciones; además, si con la fecha de antigüedad ya cometen errores, no queremos imaginar con unos datos que sólo ellos conocen.

En tercer lugar, creemos injusto que el hecho de estar de baja por enfermedad sea criminalizado ipso facto. Nuestros argumentos son claros:

¿Qué es el absentismo? Según la Real Academia Española, el absentismo es la abstención deliberada (voluntaria, a propósito) de acudir al trabajo.

Por tanto, una enfermedad, en tanto que no es una situación voluntaria, no podría considerarse absentismo. Sería absentismo las faltas al trabajo injustificadas. El absentismo sería aquellos días en los que el trabajador no va a trabajar y no lo justifica. Recordemos que en Konecta hay que justificar todas las ausencias, y no hacerlo supondría una sanción inmediata. Por tanto, en Konecta, se penaliza la ausencia por enfermedad, y se considera sospechosa sistemáticamente. Konecta no explica qué es absentismo para ella (enfermedad, permisos, etc) y esto puede dar lugar a más confusión.

Cualquier estudio de Recursos Humanos donde se analiza desde un punto de vista psicosocial el absentismo, tiene un apartado donde aclara que se trata de afrontar el absentismo simulado o injustificado. ¿Por qué la empresa considera que cualquier trabajador que enferma es sospechoso de estar simulando una enfermedad y es susceptible de que le apliquen el artículo 52 en su despido? Porque la empresa pone su derecho al beneficio económico a cualquier precio por encima del derecho al bienestar social de TODOS. No podemos olvidar que una empresa NO NACE y se HACE sola, sino que necesita de la sociedad para poder funcionar, y por esto mismo, debe tener un compromiso social.

Desde hace tiempo, en los medios de comunicación y desde algunas ideologías políticas se está criminalizando a los trabajadores que cursan baja por enfermedad, hablando de absentismo. Nuestra Sección Sindical de CCOO en Konecta Sevilla rechaza cualquier penalización que tenga que ver con el absentismo, por ser un dato subjetivo, ya que es la empresa la que juzga si es simulada o no.

La empresa tiene muchas opciones para verificar, sin vulnerar los derechos de los trabajadores: la justificación de la enfermedad, como pedir los partes de baja y alta (siempre la copia para la empresa); el seguimiento de las mutuas, que es la propia empresa quien la elije o la Inspección Médica.

Sí estamos a favor de que la empresa tome medidas para reducir las ausencias por enfermedad justificadas, pero no despidiendo o castigando a sus trabajadores, sino sondeando las causas más comunes de baja (contracturas derivadas de posturas continuadas, resfriados producidos por cambios de temperatura por un sistema de aire acondicionado que no funciona, dolores de lumbares por sillas incómodas o estropeadas, dolores de cabeza o ataques de ansiedad por el estrés por el alto número de llamadas atendidas, cuadros depresivos por falta de motivación en el trabajo…) y arreglando aquello que las produce.

Con la salud no se juega, tenemos derecho a enfermar y conservar las vacaciones. Con la salud no se trafica.

El castigo y la sanción producen desmotivación en la plantilla, y por tanto merman la productividad. Será un tema que trataremos en otro artículo para esta Sección Sindical.

Saludos,

CCOO.

Anuncios

¡DEJA UN COMENTARIO!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: